La importancia & Cierre automático

Si no puedes atender tu teléfono móvil o tu ordenador para estar pendiente de los pronósticos deportivos apostados y si quieres evitar sorpresas, este artículo es para ti.

¿Qué es el cierre automático o Cash Out?

Es una utilidad que ofrecen las casas para cerrar una apuesta antes de que se cumpla la condición de dicha apuesta o de que finalice el evento deportivo en el que hemos apostado. Al cerrarla antes de que se cumpla el supuesto que esperábamos, la cantidad de dinero que recibimos varía en función de cómo marcha el evento. En ocasiones recibe otras denominaciones como "cerrar apuesta", "cobro inmediato", "cierre anticipado", "recompra de apuesta" o "cash in", introduciendo esta última el matiz de referirse a apuestas que se hacen en vivo, o comúnmente llamado, un Live.

¿Para qué se usa?

El Cash Out o el cierre automático se usa tanto para asegurar beneficios si el evento se pone a nuestro favor, como para minimizar pérdidas si se pone en contra. En este sentido, facilita un mayor control sobre las apuestas y el dinero que se pone en juego. El auto cierre es una función que es útil para apostar en eventos que no podemos seguir en vivo, como los que se juegan a altas horas de la madrugada o cuando por cualquier motivo no podemos seguir el partido y nos sirve para asegurar ciertas ganancias en ese tipo de pronósticos cerrando la apuesta de forma automática cuando las cuotas llegan a un umbral previamente elegido.

Ejemplos de su uso

Asegurar beneficios: Apostamos por la victoria de un tenista en una semifinal de un torneo a una cuota de 2,00 y nuestro tenista gana el primer set. Al haber empezado a encarrilar una posible victoria, la casa de apuestas nos ofrece cerrar la apuesta en ese momento, pero con unos beneficios menores a los que implican la cuota 2,00. El aspecto positivo es que nos garantizamos los beneficios, sin necesidad de esperar a que transcurra todo el partido, evitando así posibilidades como que el rival remonte el encuentro.

Minimizar pérdidas: En el escenario contrario, nuestro tenista pierde el primer set. En ese instante la casa de apuestas nos ofrece cerrar la apuesta, recuperando parte del dinero que hemos apostado. Si consideramos que nuestro tenista no va a remontar o que nos hemos equivocado en nuestro análisis, es mejor opción que esperar a que acabe el partido, la derrota se consume y perdamos todo lo apostado.

Nuestro consejo

Nuestro consejo es que SIEMPRE se active esta opción si vuestras casas de apuestas lo tienen disponible y lo permiten en los eventos pronosticados. Recomendamos configurar dicho cierre automático cuando la apuesta esté pagada entre un 85% y 90% ya que así, aunque evidentemente no cobremos el 100% de los beneficios totales, nos ahorramos disgustos y malos ratos cuando salta una sorpresa en el evento, ya que, en el mundo de las apuestas deportivas, todo es posible tanto para bien como para mal y nadie está exento de llevarse una grata o una amarga sorpresa.

¿Tienes alguna duda o pregunta?

En esta sección te resolveremos las preguntas más frecuentes que nos hacen nuestros seguidores.